Lo que quieres vivir en este mundo

tus sueños

Todos tenemos ciertos anhelos y sueños que queremos
experimentar en este mundo.
Cada uno de ellos tiene una finalidad superior.
Podríamos llegar a decir que no los tenemos
de manera tan libre como pensamos,
porque son producto de algo,
de una historia personal o familiar,
de una necesidad de remediar
o sanar algo que aun no se ha hecho.


De alguna manera estamos obedeciendo a un plan
o a un proyecto superior que nos haría muy felices al seguirlo.

En última instancia, no estamos obligados
a hacer nada en particular.
Nuestro libre albedrio es respetado siempre,
pero somos invitados a dar un paso adelante
en la búsqueda de nuestro bienestar
y la confirmación de todo lo que nos pertenece.

En la mayoría de los casos, los pasos necesarios
para instalarnos en una nueva realidad,
son un gran desafío personal.
El movimiento del lugar A hasta el lugar B
nos hace sentir extraños y por lo general,
sentimos mucho miedo.

 

Se trata de caminar por un lugar desconocido,
uno que nunca hemos transitado anteriormente
y la imaginación nos puede hacer ver cosas que nos atemorizan.
Por una parte visualizamos lo hermoso del logro
y por otra parte vemos lo feo que pueda pasarnos al movernos.

Cuando estamos en ese dilema,
es importante recordar que ese anhelo de crecer
no es una mera ilusión,
que tiene unas raíces muy profundas
y que además, está sujeto
al designio del universo para con nosotros.

Todo anhelo de expandirnos y
de ser más grandes es sustentado
y abalado por el universo.
No estamos solos en esto.

Si bien es cierto que a veces las cosas
no resultan hermosas al primer intento,
de igual manera, el universo celebra que hayas
tenido la valentía de atreverte a hacer algo al respecto
y seguramente te ayudará en las próximas tentativas.

Cuando las cosas no resultan rápidamente
y tan fluidas como quisieras,
puedes aumentar el miedo a moverte
y eso es lo que le pasa a la mayoría de las personas.
Por eso gran parte de los ancianos son muy temerosos,
porque sus intentos fallidos han dejado huellas de precaución.

Pero la vida que sigue insistiendo en que crezcas,
te volverá a presentar la misma situación una y mil veces
hasta que al fin puedas conseguirlo.
Es entendible que quisieras quedarte allí,
en ese lugar que ya conoces,
donde ya te manejas y donde te has acomodado. 

Es entendible que quisieras detener todo y de hecho puedes hacerlo.
Pero es importante recordar que esto no es para torturarte,
sino, para ser más feliz.

Toda experiencia, funcione o no como nos gusta,
tiene el potencial de hacernos pasar
de un lugar a otro de mas alto nivel.
El miedo puede paralizarnos por un momento,
pero no podrá impedir que avancemos.
Tarde o temprano habremos de crecer y ser más felices.
Tendremos que hacer eso que pensábamos no era tan bueno,
para descubrir al final que sí,
que era bueno y muy bueno.

Nuestros sueños y anhelos nos pueden invitar
a movernos haciendo cosas que a veces resistimos.
Puede tratarse de soltar un apego a algo o a alguien,
puede ser perdonar algún suceso,
aprender a agradecer la vida,
sacar la valentía que estaba dentro,
ocupar el potencial que estaba sin utilizar
o muchas otras más. 

Nos resistimos a eso solo porque
no alcanzamos a imaginar lo benéfico que podrá resultar.
Pero el universo sabe que es bueno para ti
y te volverá a dar la oportunidad muchas veces más
hasta que te decidas de una vez.
Luego lo agradecerás sonriente y feliz. 

Patricia González

Coach de Vida y de Negocios

Coaching y Sanaciones

 

 

PARA RECIBIR ARTICULOS RELACIONADOS GRATIS EN TU CORREO

Casa-blogs-21

 

2 pensamientos en “Lo que quieres vivir en este mundo

  1. Patricia: 

    me gustómuchísimo toda esta reflexión, en particular el últimopo párrafo: movernos, sacar la velntía y el agradecimiento.

    Amparo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *